Saltar al contenido

Cuadros de Buda

cuadros de buda

Si te gusta la decoración de inspiración budista, seguro que estás buscando algún objeto con el que además de decorar puedas conseguir la paz y armonía que te ofrece la imagen de este personaje tan emblemático. En tal caso, acabas de llegar al lugar adecuado, porque tenemos la colección de cuadros de Buda más amplia que te puedas imaginar. El complemento perfecto para decorar tu espacio, con tantos modelos y estilos que está garantizado que encontrarás el que va contigo.

Elegir los mejores cuadros de Buda

Uno de los mejores consejos para elegir cuadros de Budas es fijarte muy bien en cuál es la distribución de la habitación en la que quieres colocarlos, así como los colores en los que están pintadas las paredes, el tipo de telas que tienes y los complementos que ya están colocados en ella. Así podrás tomar una decisión y concentrarte en los cuadros budistas que mejor combinen con todo, creando un conjunto acogedor, único y lleno de sensaciones. Si no seleccionas adecuadamente estos elementos, aunque los cuadros de Buda seguirán quedando bien y decorarán tu espacio, no se logrará el efecto que merece tener una sala decorada con estilo y buen gusto.

Ten en cuenta la iluminación de la estancia. No es lo mismo disponer de un ventanal por el que entre luz natural, a que haya una lámpara encendida para crear un ambiente más recogido. Tampoco es igual tener una gran pared para colocar un lienzo de Buda o colocarlo junto a otros elementos. El tamaño, color de los bordes y hasta la posición en la que se encuentre deberá ser la correcta. Si piensas decorar un rincón en el que meditar, los tonos ocres y azafrán tienen que predominar, tanto en el  cuadro como en el resto de objetos que lo acompañen.

Ofertas en cuadros de Budas

Como puedes observar, en nuestra tienda tenemos todos los cuadros de Buda que imaginas. Seleccionamos las mejores obras y te las ofrecemos aquí, con los precios más interesantes para que puedas disfrutar de tu lienzo de Buda preferido por mucho menos de lo que esperabas. Elige el que mejor se ajusta a tus necesidades y disfruta de la incomparable imagen de este personaje, icono de una filosofía que ha trascendido el paso del tiempo y las fronteras.

Cuadros de Buda baratos con diferentes acabados

De los distintos tipos de cuadros de Budas que puedes elegir para vestir tu espacio, uno de los más emblemáticos sin duda es el que muestra a un Buda con la sonrisa sutil y los ojos cerrados. Posiblemente la imagen más representativa, pacífica y evocadora que se tiene de su imagen, presente en templos y centros de meditación, pero también en edificios de oficinas y salas decoradas con estilos tradicionales o New Age, donde las pinturas de Budas también ocupan un lugar prominente.

Podemos distinguir distintos acabados en los cuadros de Buda según sea el tamaño y estilo, se hayan pintado a mano sobre un lienzo o impreso en láminas con la calidad de la alta definición. Según sean los materiales con los que quieres decorar y la combinación que buscas, puedes decidirte por uno u otro modelo. Todos los acabados son de primera y han sido cuidados con el propósito de durar mucho tiempo. Los cuadros de Budas de dimensiones considerables encajan mejor en comedores y despachos de gran tamaño, mientras que las láminas de Budas tienen su lugar en habitaciones juveniles o sitios donde se busca sobre todo algo ligero, pero igual de emblemático.

Algunos consejos para elegir cuadros de Buda perfectos

Como las pinturas de Budas son tan versátiles, no te costará demasiado encontrar la adecuada para ese espacio que quieres terminar de decorar con estilo budista. Lo primero de todo es determinar cuál es el objetivo de colgar el cuadro, ya que no es lo mismo que sirva como ornamento decorativo complementario a que sea el gran protagonista de una sala en la que relajarse y meditar buscando la paz interior.

Si tu decoración es de corte clásico, lo ideal es que te decidas por un cuadro de Buda tradicional, que lleve colores suaves y no demasiado llamativos. Además, decídete por detalles sutiles, pero no demasiado sencillos. En caso de que quieras colocar el lienzo en una habitación o una sala reducida, es mejor algo menos elaborado, como un lienzo de líneas finas y una imagen de tonos claros, que aumente la luminosidad de la estancia, preferiblemente con un punto de luz que haga que destaque el cuadro. También puedes combinar varios cuadros de Budas más pequeños, bien creando una composición simétrica o poniéndolos en varios puntos sin seguir un orden, dando la sensación de llenar el espacio pero sin cargarlo demasiado.

Sea como sea, podrás disfrutar de la incomparable sensación de sosiego y alegría que despiertan todos los cuadros de Buda que encontrarás aquí.